A Michele Knight, todo un ejemplo de comportamiento.

por Paco L.

secuestradas

Michelle Knight primera por la derecha
Los seres humanos somos complejos, así es como hemos sido creados, capaces de todo lo mejor y capaces de todo lo peor, como dos platos de una balanza, el problema es mantener esa balanza en equilibrio y si no es pedir mucho, marcarnos como objetivo que predomine el plato en el que está lo positivo sobre el opuesto. Por otro lado nos condiciona otra balanza, en uno de los platos tenemos el ser fuertes y en el otro ser débiles. Muchos (entre los cuales me cuento) tendemos a quejarnos de nuestras condiciones de vida, de que es Lunes, otros: del famoso síndrome post-vacacional, muchos sufren depresiones que ni siquiera saben el motivo e incluso otros se convierten en enfermos imaginarios y otros, víctimas del tiempo, el calor o el frío les supera.

Hoy hemos tenido la noticia del suicidio del secuestrador de Ohio, sus hazañas no merecen ni una letra más, salvo para dar entrada a lo siguiente:
Es una manifestación de una de las secuestradas Michele Knight, en un video en el que aparacen las tres victimas agradeciendo publicamente el seguimiento a su caso por parte de la opinión pública. De las tres declaraciones solo me centraré en la mencionada, que, curiosamente es la que mas tiempo pasó en cautiverio y la que sufrió más intensamente las vejaciones y palizas de su secuestrador. Un extracto de su declaración es este:

“He podido pasar por un infierno y salir de él, pero soy lo suficientemente fuerte para atravesar las tinieblas con una sonrisa en mi rostro, mi cabeza bien alta y mis pies en el suelo”, asegura. “Ahora yo estoy al mando de mi propio destino con la guía de dios”. El País 4-Sept-2013

En tan pocas palabras lo dice todo, sólo añadiría a la declaración poner el nombre de Dios en mayúscula, porqué evidentemente al que se refiere es al Uno y otro punto a destacar es que no se vislumbra ni rastro de rencor ni queja por las vicisitudes sufridas.

Encuentro en esta mujer todo un ejemplo de fortaleza, una persona en la que inspirarse ante la adversidad. Poner su destino en manos de Dios tras lo ocurrido parece demostrar un dominio universal del Bien sobre el Mal, un triunfo de lo positivo ante lo negativo y de la fortaleza ante la debilidad, materializado esto último en que ha sobrevivido a su agresor mientras que a él le venció su vida destruyéndose a si mismo mediante el suicidio.

Visto este ejemplo y visto lo que deben estar pasando ahora mismo millones de personas en Siria, entre ellas seis millones de desplazados, no nos quejemos ni seamos débiles, optemos por construir antes que destruir, mejor fuertes que débiles y positivos mejor que negativos -Siempre-

Anuncios